Home Inicio Quiénes somos Preguntas Frecuentes

Preguntas Frecuentes

La mayoría de las personas, en algún tiempo en sus vidas, tendrán que afrontar la tarea de arreglar un funeral, o asistir en los arreglos. Las decisiones tendrán que ser hechas. Capillas Benito M. Flores espera resolver la mayoría de sus dudas, así como ofrecerle asesoría.

Le ofrecemos para su descarga un documento con las preguntas mas frecuentes como:

¿Cuál es el propósito de un funeral?

Es una manera acostumbrada de reconocer la muerte y la finalidad. Los funerales son rituales para los vivos de demostrar respeto por sus difuntos y poder ayudar a los sobrevivientes comenzar con el proceso del duelo.

¿Es más barato cremar que tener un funeral tradicional?

La respuesta a esta pregunta no recae en un simple sí o no. Si la cremación se considera simplemente como un método de preparación de un difunto para su destino final, entonces un servicio de cremación no tiene gran diferencia a un funeral tradicional. En ese caso, el costo de la cremación puede ser equivalente a un servicio tradicional. Se asume que el servicio brindado incluye la compra de un ataúd y urna.

¿La Iglesia prohíbe la cremación?

NO, a menos que se haga con un propósito distinto a lo que enseña la Iglesia. La Iglesia, inclusive, predica que “De polvo somos y en polvo nos convertiremos.” La incineración acelera éste proceso natural de nuestro organismo.

¿Qué opciones tengo para la disposición final del ser querido?

Se pueden: a) Colocar en un nicho o osario, b) Colocar en una parte asignada en un rancho, campo, ejido, etc., c) Esparcir en el mar, rancho, granja, campo, jardín, etc. o algún otro lugar en donde no haya delito por hacerlo, d) Retener por la familia en su casa en una urna nueva o la urna original, e) Poner en una urna más decorativa en caso de estar a la vista de familiares y amistades.

¿Es requisito el embalsamamiento?

No es requisito siempre y cuando se cumpla con los requisitos de la “Ley General de Salud Mexicana”. Esto es por protección a las personas que visitan su capilla, es evitar el riesgo de que se cree un foco de infección. No se tiene qué embalsamar si no se desea así, tiene derecho uno a hacer un arreglo que no requiera embalsamamiento como lo es una cremación directa o inhumación directa o sepultar antes de las 48 horas de haber fallecido la persona.

¿Se requiere por ley el utilizar un ataúd?

Es necesario utilizar un ataúd siempre aunque la persona quien se vela vaya ser cremada o inhumada, o cuando es un traslado a otra Entidad Federativa ó País. Si se optó por cremar directamente al ser querido, se puede realizar una velación de restos cremados SIN ataúd.

¿Se puede traer mariachi al velorio?

No se puede en la funeraria, sobre todo si hay otras personas en velación simultáneamente. Sin embargo, en el cortejo fúnebre y despido en el panteón, se ha visto que familiares contraten estos servicios, ó a tríos musicales, como costumbre mexicana. La decisión final la tomará el familiar directo del finado.

¿Se deberá traer a niños pequeños a un funeral?

Los niños expresan su pesar o dolor igual que un adulto. Sin embargo, es importante recordar que los niños enfrentan la muerte distintamente a diferentes edades y sus reacciones no son siempre obvias o inmediatas. Algunos niños maduran más rápido que otros. El nivel del desarrollo emocional del niño debe ser tomado en consideración por un adulto antes de hablarle a un niño sobre la muerte o traerlo a una funeraria…

¿Qué deberá uno hacer si la muerte de un ser querido ocurre mientras esa persona está viajando?

Si una familia está familiarizada con una funeraria en la comunidad en donde esta persona reside, se recomienda más que ésta se escoja. El Director de Funerales hará todos los arreglos necesarios para trasladar los restos de vuelta a casa. Los arreglos funerarios se podrán entonces hacer, en base personal, en cuanto a llegue la familia….

Descargue el documento de preguntas frecuentes
Las preguntas abarcan temas como funerales, previsión, costo, temas legales, embalsamamiento, cremación, y que hacer en caso de una pérdida.